Biografía

«Cuentan que, desde que aprendí a expresarme verbalmente, manifesté un ferviente e inquebrantable deseo: PINTAR

Mi profundo amor al ARTE transformó mi temprana vocación en mi carrera académica y profesional, un camino de continuo crecimiento, marcado por una constante búsqueda de la excelencia, en las formas y en los contenidos a través del esfuerzo.

LA PINTURA es para mí un excepcional CANAL DE COMUNICACIÓN sin fronteras, sin límites de tiempo ni espacio, capaz de establecer un continuo, inagotable y privado diálogo entre el que la contempla recreándola y el que la realizó sintiéndola, utilizando un lenguaje y estilo propios definidos bajo el título de REALISMO SIMBÓLICO.»

Biografía

María José Aguilar Gutiérrez nace en una fría y lluviosa madrugada el 15 de enero de 1964 en la ciudad de Sevilla, España.

Es la segunda hija de los tres habidos en el matrimonio entre Fernando Aguilar Escudero y María del Carmen Gutiérrez Llamas, cuya separación tendrá lugar cuando María José apenas si contaba los tres años.

María del Carmen abandonará el domicilio conyugal y se traslada a vivir con sus tres hijos a la casa de sus padres y de la tata Antonia Albalate, fiel servidora de los mismos.

Su niñez y primera juventud dicurren entre su ciudad natal, la bahía de Cádiz y la sierra de Jaén.

Desde su más temprana edad, María José, manifiesta inclinaciones y dotes artísticas que serán alimentadas posteriormente por la favorable influencia de su madre, doctora en Historia del Arte.

Esta circunstancia la permitirá adquirir un temprano contacto y conocimiento  sobre su gran pasión, el Arte y crecer admirando a los grandes maestros de la Historia de la Pintura que encuentra en los manuales y libros especializados a su alcance, siendo los pintores barrocos españoles como Murillo, Velázquez, Zurbarán, Valdés Leal,… los que ejercerán sobre ella una primera y gran influencia.

«Cuentan que, desde que aprendí a expresarme verbalmente, manifesté un ferviente e inquebrantable deseo: PINTAR

Contacto

Trabajos recientes